martes, 14 de noviembre de 2006

Todo vale contra Zapatero

La derecha cavernaria no para. Primero fue la publicación en El Mundo de una esquela en la que se mencionaba de manera ruin al abuelo de Rodríguez Zapatero para lanzarle un sibilino ataque a cuentas de su gestión como presidente del gobierno.

Pues ahora vuelven a la carga, ésta vez desde la COPE (Cadena del Odio Permanente en España), desde cuyos micrófonos acusan al abuelo de ZP de espía. Por supuesto, no falta el vínculo masón que ya roza lo enfermizo en ésta gente.

Le acusan de afín a los terroristas, de rendir al estado, de cargarse la Constitución, de promover el guerracivilismo... Ya solo bastaba meterse con sus difuntos. ¿Qué grado de indignidad, abyección y bajeza moral serán capaces de superar en su próxima intentona? ¿Y hasta cuando va a seguir la Conferencia Episcopal, hasta sólo hace semanas sustentada con el dinero de todos, creyentes o no, pagando el sueldo a quienes no hacen sino propagar justo lo contrario de lo que predica el Evangelio?

8 comentarios:

  1. ¡Sorpresa Flash!

    Sólo quería hacer un comentario sobre la esquela aparecida en EM. Era de un señor cuyo abuelo, minero en Asturias, había sido abatido por la escuadra que encabezaba el Capitán Lozano, abuelo a la sazón de ZetaP. Y venía a recordar que la historia de su familia hubiera sido otra sin ese encuentro. ¡Fatalidades!

    Yo creo que sí que venía a cuento esta esquela, más que nada para recordarle al presidente del bobierno, que lo es de todos los españoles, que no se puede invocar el espíritu de la 2ª República y patrocinar un desaforado estrábico uso de la memoria histórica, como si lo que pasó en la España de los años 30 fuera una historia de buenos (los de ZetaP) y malos (los insurrectos).

    En este punto de la política de ZetaP es en el que más se le ha notado la bajeza sectaria que le jalona.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Pues lo es, es una historia de buenos y malos; entre los que defendían los valores universales de la democracia y las libertades individuales [recogidas explícitamente en la Constitución de 1931], y unos señores salido de las cavernas anteriores a la Restauración Bornónica, enemigos de las libertades y de la demoracia de la que hoy gozamos [y no precisamente gracias a individuos tan abyectos y repulsivos como Francisco Franco Bahamonde].

    ResponderEliminar
  3. Hola Bigpigmig, y también Xerach.

    ¿Te parece casual que aparezca ahora, en medio del crispado clima que se vive entre los medios visceralmente críticos con ZP? A mí me parece un nuevo límite traspasado por quienes cada día van un poco más allá en su táctica de acoso y derribo.

    Invocar el espíritu de la II República, que también fue de derechas, nos atañe a todos. Lo que pasa es que cuando se habla de franquismo es cuando saltan las ampollas. Hay quien no es capaz de digerir que no son iguales las atrocidades cometidas bajo el estrés de una guerra que las perpetradas al amparo de los aparatos del estado durante 40 años y en estado de no guerra.

    ResponderEliminar
  4. Xerach, ¡qué clara tienes la historia! Será que en tu familia todos eran del mismo bando. En la mía hubo en los dos, y te aseguro que todos cuentan atrocidades de todos.

    Y los "valores universales y libertades individuales" que estaban siendo pisoteados por la policía republicana justo antes de la guerra, ¿quién los defendía?, ¿la misma policía republicana?

    La situación era insostenible, aunque no por ello justifico el alzamiento. Y lo que no le perdonaré a ZetaP es que haya hecho florecer antiguas rencillas con su ley de la Memoria Estrábica.

    Después te contesto Flash, que me tengo que ir

    ResponderEliminar
  5. Flash, el 33, 34 ó 35 eran técnicamente estado de no-guerra, ¿verdad? ¿Sabes de qué lado caían en esa época? Como sería el nivel de desgobierno amenazante hacia las posiciones de derechas, que hasta la muy comodona ídem dijo "hasta aquí".

    Y tenemos una ventaja para referirnos a los desmanes de posguerra que cometió el franquismo: están todos documentados.

    ¿Invocar yo el espíritu de una República que nos llevó a la guerra civil, aunque por momentos fuera de derechas? No gracias.

    ResponderEliminar
  6. No entiendo lo que quieres transmitir con tu primer párrafo. ¿Podrías concretar?

    ¿Qué ventaja es esa de la que hablas?

    Eres libre de que no te guste la II República. Pero te guste o no período histórico importante en España, por eso nos atañe a todos. Y la República no nos llevó a la guerra civil, fue un golpe de estado y una sublevación militar lo que lo hizo. Hecho objetivo, recuerda.

    ResponderEliminar
  7. Tú: "Hay quien no es capaz de digerir que no son iguales las atrocidades cometidas bajo el estrés de una guerra que las perpetradas al amparo de los aparatos del estado durante 40 años y en estado de no guerra"

    A cuenta de eso venía mi comentario sobre el periodo de no-guerra de los años previos a la GC. Tú dices que no fue la República la que nos llevó a la GC. Vale. Fue la situación de indefensión creada entre la gente conservadora por, digamos, el estado general de las cosas, lo que nos condujo a la catástrofe de una guerra entre hermanos. ¿Tampoco son un hecho objetivo las muertes de curas y monjas por aquella época? Concretando: ¿cuál fue la gota que colmó el vaso? La muerte del jefe de la oposición a manos de la policía republicana. Hecho objetivo, recuerdo.

    Fíjate, me daría igual reivindicar cualquier otro periodo, e incluso hasta la república como forma política, pero la 2ª República en concreto me parece un momento nefasto en la historia de España. Como la dictadura posterior.

    Aaaaadiós

    ResponderEliminar
  8. Lo que dices no se sostiene ya que entonces el golpe hubiera sido antes pero, ¡oh sorpresa!, se produjo tras perder el Frente Nacional unas elecciones... Me pregunto que indefensión había durante el mandato derechista...

    Los asesinatos de religiosos son indiscutidos e indiscutibles, lo que si es discutible es que el estado, en primera persona, estuviera tras esos hechos. Desde el advenimiento de la república se produjeron movimientos conspiratorios para destruirla que fueron tomando cuerpo poco a poco hasta el 36, desde la pastoral del cardenal Segura pasando por el golpe de Sanjurjo hasta el golpe de Franco. Sobre la muerte de Calvo Sotelo, tampoco es un hecho objetivo que el gobierno republicano estuviera detrás. Como responsable de las fuerzas del orden sí, rsponsabilidad civil subsidiaria si quieres, pero no como inductor directo. También había motivos personales, como cuenta Hugh Thomas. A mí me da la impresión de que todo son excusas para justificar el golpe de estado ya que lo que trajo consigo fue una dictadura cruenta (más al principio que al final, eso es cierto) que negó la llegada de la democracia en España y sumió al país en un atraso histórico durante 40 años.

    Estás en tu derecho de tener la opinión que te plazca de la II República, pero fíjate que luchaba por consecuciones de las que hoy día disfrutamos y se consideran punta de lanza de nuestro actual sistema democrático: estado autonónimo, aconfesionalidad, ejercito despolitizado, sufragio universal (mujeres incluidas), sanidad y educación universales, libertad religiosa, implantación de partidos políticos... Y eso frente a nacionalcatolicismo educativo, "partido" único, represión política, religiosa y sexual, voto obligatorio, estado centralizado...

    ResponderEliminar