martes, 2 de marzo de 2010

Por qué es improbable que estallara titadyn en los trenes del 11-M (III): los argumentos lógicos

Artículos relacionados:

Por qué es improbable que estallara titadyn en los trenes del 11-M (II): la velocidad de detonación

Por qué es improbable que estallara titadyn en los trenes del 11-M (I): el porcentaje de los componentes

(Según consejo, he decidido cambiar el nombre de los artículos para evitar un pronunciamiento rotundo por mi parte que se aleje del rigor que se pretende).


Esta última argumentación para demostrar la improbabilidad del uso de titadyn en los atentados del 11-M vendría a encuadrarse en una categoría que podríamos llamar lógica deductiva, por pedante que suene. Y es que cuando tienen lugar una serie de eventos demostrados existiendo un vínculo común que los une es de lógica básica deducir una correlación. Esto es lo que El Mundo y otros medios conspiracionistas evitan hacer de forma sistemática cuando abordan el tema. La serie de entradas dedicadas a la (pen) última -y, a su pesar, discreta en cuanto a su impacto mediático- oleada conspiracionista desatada por el diario de PJ Ramírez concluye aquí exponiendo que, además de lo ya tratado, la aseveración de que el titadyn fue el arma homicida aquella mañana tampoco puede apoyarse en otras pruebas complementarias, ni en la lógica ni en el sentido común.


Por ejemplo, y volviendo a esos componentes que tan cachondos ponen a los conspis, el dinitrotolueno y la nitrogliceria, ¿serían capaces de dar una explicación razonable a la presencia de dichas sustancias en el piso de Leganés donde se suicidaron los presuntos autores, el artefacto colocado en las vías del AVE, la bolsa de Vallecas que no explosionó y la Renault Kangoo aparcada frente a la estación de Alcalá de Henares? Por no hablar de una muestra patrón suministrada por la empresa de explosivos UEE. Porque, a ver, si el DNT y la NG apuntan en una dirección incómoda para los oficialistas (titadyne, ergo ETA), y los conspiracionistas señalan -como viene señalando la facción encabezada por El Mundo- todas esas pruebas como falsas, ¿qué sentido tiene que los conspiradores siembren los distintos escenarios de evidencias manipuladas, en contra de la propia versión oficial que están intentando construir? Hasta se molestaron en tiznar de DNT una bolsa de cocaína en el piso de Leganés antes de volarlo. ¿Tan sumamente esquizofrénicos son quienes se emplearon en este menester, que se han dedicado a torpedear estúpidamente su propio trabajo? ¿No será que la esquizofrenia está en el lado conspi?

En ninguno de esos escenarios se encontró mayor evidencia de titadyn que la que se halló en los focos, y la de estos ya se refutó en las dos entradas precedentes. Por contra, las pruebas en favor del uso de goma2 ECO aparecen por doquier, sólidas, coherentes unas con otras y consistentes con la realidad del momento. Aun así, y como demostración de la finura con que hiló el tribunal de la Audiencia Nacional, su propia sentencia subraya que no se puede descartar el uso de otro tipo de explosivo a la vista de las pruebas, pero dejando indubitado el uso de goma2 ECO, también a juzgar por la abundante cantidad de pruebas encontradas, tanto directas como complementarias.

Luego está la propia trayectoria de ETA en los años posteriores a los atentados. Durante todo este tiempo se ha dado caza al mayor número de sujetos vinculados con el entorno etarra jamás visto, y se ha aprehendido una notable cantidad de documentación de la banda. Nada de lo incautado y ningún testimonio de los recabados en estos años conducen a las FyCSE a concluir que ETA tuviera el más mínimo papel en el 11-M. Imaginar una gargantuesca maniobra de ocultación orquestada desde las más altas instancias se torna muy osado, tanto que uno exige una prueba a la misma altura que nadie parece en condiciones de ofrecer. ¿Ningún responsable de la lucha antiterrorista está interesado en que, de existir, estos datos salgan a la luz? ¿Es eso creíble en unas FyCSE de tradicional tinte conservador? ¿Acaso el acuerdo establecido con la banda terrorista consistía en facilitar la presidencia a Rodríguez Zapatero a cambio de ver entre rejas a un sinnúmero de sus miembros? Son preguntas con respuestas tan absurdas que produce sonrojo la sola idea de formularlas.

Ahora entramos en terreno resbaladizo, ya que referirse a ETA en términos que no sean sinónimos de lo peor entre lo peor levanta no pocas ampollas. Pero en rigor, ETA también se rige por reglas, y dentro de su lógica macabra y criminal las bajas civiles entran en la categoría de daños colaterales de un conflicto armado para ellos legítimo, pero no son objetivo militar. Esto no es tratar a la banda con benevolencia, es describir una realidad cruda y no la despoja en modo alguno de su calidad de asesina. Del mismo modo, el modus operandi de aquella mañana de marzo de 2004 no se correspondió con el practicado habitualmente por ETA: ni reivindicación, ni vehículos con matrículas dobladas, intercepción por la policía de mensajes que reflejaban confusión... En el momento en que se abandonó la pista etarra ya no se volvió a retomar dado que ni la evidencia empírica ni la científica lo hicieron necesario. Las pruebas señalaban un camino bien distinto.

Porque todo lo acontecido el 11 de marzo de 2004 es consistente con otro fenómeno del que tenemos plena constancia, y es el del yihadismo radical. Un fenómeno ultraviolento que no tiene complejos en asesinar todo lo que se le ponga por delante como demostró en Nueva York y posteriormente en Bali, Londres, Bombay y muchos lugares más de Asia y África. Un fenómeno que en aquel momento se alimentaba de guerras como las de Afganistán e Irak y del eterno y, por el momento, irresoluble conflicto palestino. Así que, a la luz de las pruebas, hasta ahora irrefutadas, más valdría que quien solo piensa en el 11-M para servirse de él e instrumentalizarlo con vistas a favorecer sus intereses económicos o políticos dejara de intoxicar y envenenar a la opinión pública española con sus insidias y manipulaciones. Bastante cainita es ya de por sí este país como para necesitar de más salvapatrias con la presunción de que sus conciudadanos necesitan ser acaudillados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada